2021 fue un mal año para los glaciares en el oeste de América del Norte, y la situación está a punto de empeorar mucho.

A fines de Junio, el llamado domo de calor se asentó sobre el oeste, creando un calentamiento excepcional que derritió la capa de nieve de los glaciares y expuso el hielo en cuestión de días. Las condiciones cálidas continuaron durante todo el verano, y el trabajo preliminar sugiere que estos eventos de verano llevaron a tasas excepcionales de pérdida de masa de los glaciares. Esto continuará en el futuro, aún si las temperaturas se mantuviesen estables durante las próximas décadas. Leer más…

Un estudio documenta la dramática pérdida de los glaciares restantes de los Pirineos

Es probable que los glaciares más australes de Europa se reduzcan a parches de hielo en las próximas dos décadas debido al cambio climático, ya que la reducción de la masa de hielo en la cordillera de los Pirineos continúa a la velocidad constante pero rápida observada al menos desde la década de 1980. Leer más…